Hablamos de las propiedades vitales, los beneficios para nuestra piel, y/o la hidratación necesaria a lo largo del día, sin embargo, nadie nos indica los efectos negativos que pueda tener el plástico en nuestro organismo.

Al igual que debemos estar informados sobres los beneficios que nos aporta el agua, también es importante conocer que nos puede suceder si bebemos demasiada cantidad de agua, y si está embotellada los peligros que conlleva el plástico.

Ante la falta de información recabamos y citamos párrafos de los escasos artículos que empiezan a aflorar por internet; entre los que encontramos textos alarmantes sobre los riesgos de plástico. Y aunque por todos es sabido el daño que causa en el medio ambiente, es primordial que todos conozcamos que los efectos secundarios del plástico también pueden afectarnos.

Para empezar, no deberíamos beber agua embotellada ya que corre riesgo de contaminación, un ejemplo es el agua embotellada de plástico expuesta al calor, al sol y como no a los rayos UV. Además, es importante saber que, si las botellas son recicladas, aún es peor, ya que las capas de plástico terminan rompiéndose liberando agentes químicos como el bisfenol. Según afirma un bioquímico del Centro de la Universidad de Texas.

Con esto no hay que alarmarse y dejar de beber agua, pero sí, cuidar el consumo de agua embotellada y utilizar otros medios, como es beber agua potable correctamente filtrada.

En segundo lugar, queda totalmente prohibido rellenar una y otra vez la misma botella. Lo único que conseguimos es que por el paso del tiempo el plástico se agriete y deje vía libre al paso de ciertas bacterias.

AGUA POTABLE FILTRADA EN CASA

Ahora que sabemos la importancia que supone beber agua de calidad, te ofrecemos nuestros servicios de asesoramiento, así como nuestros equipos de ósmosis inversa, que filtran el agua eliminando el exceso de mineralización, toxinas y el cloro del suministro de agua potable. El resultado final es una agua diurética por su baja mineralización, limpia de productos químicos como el cloro y de metales pesados así como todo tipo de impurezas.

Olvídese de cargar con botellas de agua desde el supermercado, y apuesta por beber agua de forma saludable.

Pin It